El castillo Vogelod Cine de terror

Cine de terror, ciencia ficción, fantasía

La semilla del espacio (The Day of the Triffids) 1962

Mientras una lluvia de metoritos cae sobre la Tierra, Bill Masen está convaleciente en un hospital de Londres. Al día siguiente de la lluvia de meteoritos, Bill despierta y descubre que no hay nadie en el hospital, excepto su médico, que está ciego. Anda sin rumbo por las calles londinenses, sin tráfico y los únicos humanos que hay son ciegos que vagan sin rumbo. Están ciegos por haber observado la lluvia de los meteoritos. En la estación de tren, encuentra a Susan, una niña que ve, y juntos deciden huir sin saber a donde. Por el camino descubren una extraña planta, pero no saben lo que es.

la-semilla-del-espacio.jpg

En su camino encuentran una mansión, donde los que aun ven se dedican a cuidar a los que se han quedado ciegos. Las plantas desconocidas son plantas del espacio exterior traídas por los meteoritos, trífidos que aumentan en número rápidamente, y se alimentan de carne humana. Nadie parece poder ayudarles.

Mientras tanto, en un faro de la costa, aislado de la civilización, vive un matrimonio de biólogos y oyen por la radio noticias desalentadoras sobre la tragedia que le ha ocurrido al mundo. En su aislamiento, intentarán descubrir la forma de destruir a los trífidos. El futuro del planeta depende de ello.

Producción britanica de ciencia ficción dirigida por Steve Sekely y basada en la novela de John Wyndham Day of the Triffids, donde el eje de la acción son los trífidos, plantas gigantes del espacio exterior que una vez en la tierra se propagan mediante la polinización. Llamémosle plaga, pues la invasión no queda claro en la película aunque podría suponerse. Hay dos partes claramente diferenciadas en la que se divide la acción: por un lado, el marino Bill que en su caminar encuentra a la joven Susan, y el matrimonio de biólogos marinos, Tom y Karen, que buscan ansiosamente un medio para acabar con la plaga.

la-semilla-del-espacio-3.jpg

Este matrimonio vive en un faro y estudia los erizos de mar. La pareja tiene problemas conyugales, debido sobre todo al incipiente alcoholismo de Tom, hastiado de su vida y de su trabajo rutinario, siendo la botella su único consuelo. Su mujer calla y soporta la situación tan estoicamente como puede. Sin embargo, el matrimonio y la relación conyugal mejorarán, irónicamente, por la aparición de los trífidos, y ese anhelo común de buscar una solución para eliminarlos.

Estos trífidos son grandes armazones rellenos de hierbas, hojas y ramas. Nada de stop motion. Sus mejores momentos son los primeros planos, bastantes escasos. Disparan veneno y atacan muy lentamente, tanto que son fácilmente despistables a menos que hayan muchos. El veneno es usado muy pocas veces y en realidad es casi accesorio excepto cuando conviene a la trama. Como esta, hay muchas notas en la película que no acaban de cuajar, ni tiene una explicación logica.

la-semilla-del-espacio-4.jpg

Bill en cierto momento necesita la ayuda de Susan para que le traduzca una emisión de radio en francés. Luego deciden ir a Francia buscando bases militares, pero una vez en tierras galas se entiende perfectamente con los franceses sin necesidad de traducción. Por otro lado, los venenos de los trífidos en cierto momento se denotan inservibles, en concreto en la escena de la destrucción de unos cuantos de estos vegetales, donde su muerte origina unos potentes gases, que sin embargo, no parecen ser mortales y son respirados como si nada por el matrimonio científico aunque con algunos golpes de tos. Pero si son seres venenosos, los gases deberían serlo también, o eso creo.

Hay mucha ciencia ficción pero poco rigor científico, que sin embargo te hace pasar buenos momentos, aun viendo lo espantoso de esos trífidos en su sentido más literal. Todo acompañado de una tronante música de Ron Goodwin que le va como un guante a la película.

la-semilla-del-espacio-5.jpg

Además hay ciertas escenas dramáticas que producen el efecto contrario, y dan lugar a una extraña comicidad que rompe ese climax dramático que se le quiere imponer a la película, como ocurre en algunas escenas de la estación de tren que es un poco rocambolesca.

Como protagonista principal en 'La semilla del espacio' encontramos a Howard Keel, un actor asiduo de musicales gracias a sus dotes como cantante, y le podemos ver en su más exitoso film '7 novias para siete hermanos' (Seven brides for seven brothers, 1954) de Stanley Donen. Con un aspecto corpulento que daba más para hacer de héroe, actuó posteriormente, tras su paso por los musicales, en alguna producción bélica o de western pero sin grandes alardes. Olvidado durante un tiempo, volvió para aparecer en la dramática y folletinesca 'Dallas' (1979-1991), serie de televisión de rotundo éxito.

la-semilla-del-espacio-8.jpg

Para terminar, película aunque parezca lo contrario muy recomendable, siendo lo más destacable el caos en que está la ciudad de Londres, la lograda atmósfera de soledad que desprende el film y esa atronadora música de Ron Goodwin. Y además, por si aun no te has dado cuenta por algunas imágenes, se asemeja mucho a otra producción britanica, esta vez del 2002 28 días después de Danny Boyle.

la-semilla-del-espacio-1.jpg la-semilla-del-espacio-2.jpg

Parece ser 'La semilla del espacio' de donde el director Danny Boyle se inspira para el desarrollo de la historia mostrada en '28 días después', adaptándola desde un nuevo punto de vista, y todo ello sin olvidar otra posible influencia de Danny Boyle, la de 'El último hombre vivo sobre la tierra' (The Omega Man, 1971) de Boris Sagal y con Charlton Heston de protagonista, que en un Nueva York post apocalíptico era acosado por mutantes nocturnos que deseaban destruir a la humanidad. Idea semejante a la película de Boyle con esos infectados atacando a los sanos, aunque con las diferencias lógicas como que los infectados de '28 días después' atacan tanto de día como de noche, al contrario que ocurría en la de Charlton Heston que los mutantes sólo salían de noche. Además es muy dificil pasar por alto que Lisa, la compañera que lucha junto a Charlton Heston, es mujer de raza negra, al igual que la joven Selena de '28 días después'.

la-semilla-del-espacio-6.jpg la-semilla-del-espacio-7.jpg

Pero retomando la relación entre 'La semilla del espacio' y '28 días después', hay muchas más semejanzas entre ambas, como que el protagonista esté convaleciente en el hospital y al despertar se lo encuentre semidesierto o desierto (28 días después); las calles de Londres semidesiertas o desiertas (28 días después) incluido el autobús londinense en ambas; la llegada a la mansión, aquí regentada por civiles y en la de Boyle por militares, pero donde también se produce un caos y la invasión de la mansión por los trífidos o los infectados (28 días después) con la correspondiente huída de los protagonistas; y en ambas la recogida de provisiones o la búsqueda en automóvil de los posibles supervivientes... Una variación de la historia que Danny Boyle adaptó sobresalientemente, en una producción no de zombies, como se anunciaba, sino de infectados. Sería buena idea tener una sesión doble con estas dos películas. Seguro que encuentras más semejanzas.

La semilla del espacio (The Day of the Triffids) 1962. Director: Steve Sekely. Intérpretes: Howard Keel (Bill Masen), Nicole Maurey (Christine Durrant), Janette Scott (Karen Goodwin), Janina Faye (Susan), Kieron Moore (Tom Goodwin), Mervyn Johns (Mr. Coker). Duración aproximada: 93 minutos.


Creado el 04 enero, 2011.

Tweet

© Copyright 2001-2017 El castillo Vogelod - Pagina personal realizada sin ánimo de lucro - Todos los derechos reservados.